La buena compatibilidad de Kali Linux en la arquitectura ARM es bien conocida, pero hasta ahora no habían publicado imágenes destinadas a Raspberry Pi 2.

Esta distribución es mantenida por Offensive Security. Este grupo postula que la única forma de conseguir una buena defensa es a través de un enfoque ofensivo. El equipo está creado por profesionales de la seguridad que comparten conocimientos y herramientas.

 

Kali Linux es una evolución de BlackTrack Linux, un sistema operativo destinado a realizar auditorías de seguridad. Esta distro  incluye más de 300 pruebas de penetración y programas para realizar auditorías de seguridad.

Kali Linux ofrece una forma sencilla de realizar pruebas de penetración haciéndolas más accesibles a los administradores de sistemas que no estén especializados en la materia pero también a los especialistas en la seguridad.

Todos los programas empaquetados ha sido evaluados para asegurarse de que ofrecen lo que es necesario y que además son efectivos haciendo su trabajo. Se incluye Metasploit para realizar pruebas de penetración en redes, Nmap para realizar una exploración de puertos y vulnerabilidades. Además viene con Wireshark para monitorizar el tráfico de una red y con Aircrack-ng para probar la seguridad de las redes Wifi.

Hoy el equipo de desarrollo de Kali Linux ha anunciado la disponibilidad de la distro para Raspberry Pi 2. La distro está disponible para las principales plataformas ARM como todos los modelos de la primera versión de Raspberry Pi, BeagleBone Black, HP Chromebook, Cubieboard 2, CuBox, CuBox-i, EfikaMX, Odroid U2, Odroid XU, Odroid XU3, Samsung Chromebook, Utilite Pro, Galaxy Note 10 y SS808. La imágenes que se distribuyen viene con la contraseña ‘toor’ preestablecida.

Para saber más sobre Kali Linux puedes visitar su web. Para descargar Kali Linux 1.1 para Raspberry Pi, visita la web de descargas de las imágenes para la arquitectura ARM.